Interdisciplinario Divulgación 

UN EQUIPO CONFORMADO POR 24 INVESTIGADORES

Estudian aplicaciones de las neurociencias en el Derecho Penal

Un grupo de investigación del Departamento de Derecho y Ciencia Política de la UNLaM aborda problemáticas como el derecho penal juvenil, la inimputabilidad y las veracidades del testimonio a partir de diferentes herramientas de las neurociencias y de enfoques interdisciplinarios.

Agencia CTyS-UNLaM- Investigadores de la Universidad Nacional de La Matanza estudian los vínculos y las aplicaciones de las Neurociencias en el campo del Derecho Penal, a partir del estudio de los Derechos Humanos, la Neurociencia Forense y las neurotecnologías, entre otras temáticas.

“En un futuro, los procesos judiciales contendrán mucho del impacto de las Neurociencias. Y a estos contenidos hay que aprovecharlos para contar con mecanismos de obtención de la verdad en mejores condiciones”, señaló a la Agencia CTyS-UNLaM el doctor José Ángel Marinaro, investigador del Departamento de Derecho y Ciencia Política de la UNLaM y director del proyecto.

Los inicios de estas líneas de investigación se remontan a 2016, renovándose en una segunda y tercera etapa en 2018 y 2020, respectivamente. Actualmente, cuentan con 24 miembros de disciplinas tan diversas como Medicina Psiquiatría, Psicología, Filosofía y Derecho, entre varias otras. El proyecto, además, se articula con distintas universidades del país y del extranjero.

Entre otros aspectos, el grupo de investigación trabaja, a partir de varias metodologías, con temáticas como el libre albedrío, teorías de la memoria, las veracidades del testimonio, la inimputabilidad y el derecho penal juvenil. El fin a alcanzar, señaló Marinaro, es poder mejorar los sistemas de averiguación de la verdad, como herramienta clave a la hora de dictar las penas y sentencias.

“Hemos tenido el apoyo no sólo de las autoridades del Departamento de Derecho y Ciencia Política, sino también de otros Departamentos, porque son temáticas que requieren de varios abordajes y metodologías”, remarcó el investigador, quien también es docente de la UNLaM.

“Más allá de la gran cantidad de disciplinas y de profesionales que hay en el grupo, lo que buscamos es darle una entidad jurídica, para poder aplicar esos conocimientos dentro del campo del Derecho Penal. La idea es poder transferir estos conocimientos y aceitar los vínculos con los departamentos judiciales, con las cortes, para que, de a poco, se vaya institucionalizando”, sostuvo.

Para el investigador, además, es clave que todo el conocimiento que se transfiera a los escenarios judiciales estén atravesados por criterios de legitimación. “Es esencial que todo el proceso tenga un fuerte rigor científico, a partir de las publicaciones científicas en revistas reconocidas y que los aportes hayan sido validados. Es decir, toda una serie de requisitos para incorporar conocimientos aprobados por la comunidad científica”.

A la cuestión de la investigación se le agrega, además, la docencia y la formación de futuros graduados. “Uno de los puntos importantes, a la par que avanzamos en la investigación, fue la decisión de la UNLaM de incorporar contenidos de neurociencias en los programas de estudio de la carrera de Abogacía. Fue algo innovador, porque se sumaron conocimientos de las neurociencias en Derecho Penal I”, explicó Marinaro, titular de dicha materia.

El docente, a su vez, representó a esta Casa de Altos Estudios en cursos y seminarios realizados en las universidades de Castilla La Mancha y Toledo, en España, durante el mes de enero de 2021, disertando sobre las temáticas investigadas. En este sentido, también expresó su deseo de que otras carreras incorporen contenidos de Neurociencias en sus materias, para que “los egresados tengan una base muy importante que, después, podrán complementar con estudios de posgrado”.

Fecha de Publicación: 2021-03-26
Fuente: Agencia CTyS-UNLaM